Historia

En la sesión plenaria del Excmo. Ayuntamiento de Castro Urdiales, celebrada el día 6 mayo de 1978, “se acuerda denominar a la Escuela de Formación Profesional que recientemente se ha construido en la Campa de San Pelayo con el nombre de “Dr. José Zapatero Domínguez” “.

 

 

¿Quién fue José Zapatero Domínguez?

 

Hijo de médico, estudió la carrera de Medicina en la Facultad de Madrid, siendo alumno interno por oposición en Patología Médica con Fernando Enríquez de Salamanca al que siempre reconocería como su maestro. Licenciado con diecinueve matrículas de honor obtuvo el premio extraordinario de licenciatura. Completó su formación pensionado por la Junta de Ampliación de Estudios y la Real Academia Nacional de Medicina en Berlín y Hamburgo. En 1933 obtuvo el grado de doctor con la tesis doctoral Carbonuria desoxidativa en la diabetes mellitus. Acabada la carrera, continúa junto a su maestro siendo profesor auxiliar de Patología Médica en su cátedra. Médico por oposición del Patronato Nacional Antituberculoso, en 1939 fue designado director del Dispensario Antituberculoso de la Universidad de Madrid. En 1942 obtuvo por oposición la plaza de médico de la Obra 18 de Julio siendo nombrado ese mismo año jefe de la Sección Nacional de la Lucha Antituberculosa del Sindicato Español Universitario y al fundarse, director del Sanatorio Antituberculoso de Tablada. En 1946 fue nombrado profesor de la Escuela Nacional de Tisiología y en 1951, y por oposición, profesor-jefe del Servicio de Tisioneumología del Hospital Provincial de Madrid. En 1968, ya en la Ciudad Sanitaria Provincial Francisco Franco, el servicio que regentó cambió al nombre de Neumología. Entre 1972 y 1975 fue profesor agregado de Patología Médica de la Universidad Complutense de Madrid.

 

Médico especialista en pulmón y corazón, dedicó su vida al estudio de las enfermedades pulmonares y en concreto a todos los aspectos relacionados con la tuberculosis. Es de destacar la labor que realizó en la lucha antituberculosa y en la prevención de esta enfermedad. Experto en esta materia fue pensionado en 1956 por la Organización Mundial de la Salud para estudiar los problemas relativos a la rehabilitación del tuberculoso en Inglaterra. Organizó de forma exitosa los reconocimientos médicos a los estudiantes de la Universidad de Madrid a la vez que organizó de forma competente el servicio de neumología del Hospital Provincial de Madrid. Interesado también por los problemas alérgicos respiratorios fue pensionado por la Fundación March en Londres en el Instituto Fleming para profundizar en estos aspectos. Organizó diversos cursos sobre neumología que se convirtieron en referencia y luego en libros de revisión con enorme aceptación. Sus publicaciones fueron numerosas tanto en revistas nacionales como internacionales.

 

Académico correspondiente de la Real Academia Nacional de Medicina, fue presidente de honor de la Sociedad Española de Patología Respiratoria y de Neumomadrid. Recibió diversos Premios como el del Patronato Nacional Antituberculoso (1945) y el Obieta (1948) y Codina Castellví de la Real Academia de Medicina (1954). Miembro de honor de la Liga Argentina contra la Tuberculosis, de la Asociación Peruana de Tisiología y del Colegio de Médicos de Buenos Aires. Recibió diversas distinciones, entre ellas, la Gran Cruz de la Orden Civil de Sanidad, Medalla de Mérito al Trabajo, Encomienda con Placa de la Orden de Cisneros.

 

Bibl.: J. L. Álvarez-Sala Walter, Aportación de datos existentes en la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica, 2006.

Fuente: http://dbe.rah.es/biografias/42576/jose-zapatero-dominguez

Zapatero Domínguez, José. Castro Mocho (Palencia), 8.VII.1905 – Madrid, 18.V.1990. Médico, tisiólogo.